DEL MANU A TAMBOPATA: Lago Tres Chimbadas

Tres chimbadas es un término regional empelado por los pobladores de la selva de Madre de Dios para describir que era necesario trasponer tres secciones de peligrosos rápidos para poder acceder al lago en cuestión. Chimbar significa, pues, atravesar un rápido peligroso. Pero dejando de lado la semántica, debemos decir que se trata de uno de los lagos más hermosos de los alrededores de Puerto Maldonado. Su cercanía a varios de los albergues turísticos más importantes de la zona lo han convertido en un destino por excelencia para los observadores de fauna silvestre. En sus orillas, pobladas por la vegetación del bosque maduro, revolotean bandadas de shanshos, paucares y pavas, mientras desde las ramas altas observan la escena los martines pescadores y las anhingas o patos aguja.

Los alrededores del lago mantienen una selva con fauna de interés, como varias especies de monos y algunos mamíferos ocasionales, como cerdos de monte, ardillas y roedores. Pero son las aguas quietas del espejo de agua las que se llevan, de lejos, toda la atención. Todos los ojos –mejor sería decir, binoculares– están posados en los grandes caimanes negros de hasta cuatro metros de longitud que patrullan impasibles sus dominios. En ocasiones, la tranquilidad se quiebra con la presencia, siempre estrepitosa, de alguna familia de lobos de río en excursión de pesca.

Cómo llegar

El lago Tres Chimbadas se ubica a unas 2.5 horas de navegación aguas arriba del río Tambopata. Las embarcaciones parten de Puerto Maldonado o de Puerto Nuevo, en la Comunidad Nativa de Infierno (ese’ejas), hasta donde se llega por una trocha de 20 km (aproximadamente 40 min de recorrido).

 

Comentar